Sé el propio chef de tu pizza

Sé el propio chef de tu pizza

Se el chef de tu pizza

Cuando vamos a un restaurante o una pizzería y vemos su carta, pedimos la pizza que más de adecua a nuestros gustos y necesidades. ¿Pero realmente es lo que te gusta? En Pizzería COMES puedes ser el propio chef de tu pizza eligiendo hasta cuatro ingredientes poniendo nosotros la base de la pizza. ¿Te animas?

“Comes tu Pizza” es la nueva forma de comer tu pizza a tu manera, a tu gusto y como quieras. Nosotros ponemos nuestra base de tomate y mozzarella artesana y elaborada con el mayor mimo del mundo por 9€, y después eliges tus ingredientes favoritos.

Por 1,20€ puedes elegir uno de estos ingredientes:

  • Picadillo de ciervo
  • Langostinos
  • Pollo aliñado
  • Salchichas
  • Jamón serrano
  • Ternera
  • Alcachofas a la brasa
  • Chorizo fresco

Además, si eres un fanático o fanática del queso, entonces tienes que escoger tu favorito por solo 1€:

  • Queso manchego
  • Queso de cabra
  • Queso emmental
  • Queso parmesano
  • Queso gorgonzola
  • Mozzarella de búfala
  • Atún
  • Bacon
  • Peperoni picante

Por 0.60€ no puedes perdonar incorporar uno de estos ingredientes:

  • Calabacín
  • Tomate seco
  • Rúcula
  • Aceitunas
  • Cebolla roja
  • Champiñones
  • Tomate fresco
  • Cebolla carmelizada
  • Piña
  • Ajo en aceite de oliva

Y si las salsas no se te pasan por alto, entonces elige entre estas tres por 0.80€:

  • Barbacoa
  • Chilli picante
  • Carbonara

Te estamos esperando, ¡súper chef!

¿Sabes cuál es la diferencia entre la pizza y la focaccia?

¿Sabes cuál es la diferencia entre la pizza y la focaccia?

Pizza focaccia

¿Sabías que la focaccia no es un tipo de pizza? La focaccia, como muchos creían, no es hija de la gran madre pizza, sino que son totalmente distintos debido a sus orígenes. En el Comes queremos que tu cultura pizzera y gastronómica crezca cada día un poquito más y por ello te vamos a contar en qué se diferencia la pizza de la focaccia.

La focaccia es un pan plano y esponjoso que está recubierto por hierbas y su proceso de levadura es mucho más largo que el de la pizza. Aparentemente puede que lleve menos ingredientes que la pizza, pero su pan es mucho más grueso por lo que llenarás tu estómago en un abrir y cerrar de boca. Además de aliñar con aceite y poco de sal, también puedes incluir en tu focaccia algunos ingredientes como cebolla, aceitunas negras o queso para dar más sabor a este delicioso manjar italiano.

Bueno, creemos que la otra receta ya os la sabéis más que de sobra: la pizza. Y es que, sin lugar a dudas, la pizza es uno de los platos más famosos del mundo entero a pesar de tener un origen bastante evidente. En este caso, las pizzas pueden adoptar formas muy variantes aunque normalmente es circular mientras que la focaccia suele consumirse con formas más cuadradas.

Lo bueno de la pizza es que puedes incluirle todos los ingredientes que quieras.

La focaccia y la pizza, dos elecciones difíciles para decantarse por una o por otra, pero eso sí… ¡Opciones riquísimas!

Cómo hacer la pizza perfecta en casa

Cómo hacer la pizza perfecta en casa

pizza perfecta

Para los más amantes de una de las recetas favoritas de la mayoría de la gente, hoy os traemos algunos consejos sobre cómo hacer la pizza perfecta en casa. Muchas veces nos las damos de manitas y cocinillas y fracasamos en el intento, pues bien, atento/a a estos consejos que os vamos a dar para poder sorprender a tu familia, amigos o pareja en la cocina.

Una buena masa casera

Hoy has decidido que sí, que vas a dejar de comprar la pizza de tu supermercado más cercano y vas a atreverte a ser tú el creador de una auténtica pizza italiana. Lo primero por lo que tienes que empezar es por la base, es decir, por la masa.

Debe ser una masa fina y te recomendamos que utilices 300 gramos de harina, 170 ml de agua, una cuchara de aceite, 10 gramos de sal y unos 6 gramos de levadura. Pero el truco que marcará la diferencia a la hora de cocinar y elaborar la masa de la pizza es dejar reposar la masa entre 3 y 4 horas antes de echar todos los ingredientes a la pizza.

El tomate de la pizza

El mejor consejo que te podemos dar sobre el tomate que debes emplear en tu pizza casera es que sea natural. Es decir, que tu salsa de tomate sea elaborada de forma casera. Tan simple como esto ya que hay una diferencia increíble con respecto a las pizzas cocinadas con tomate frito.

El queso, ingrediente estrella

Sabemos que el queso no puede faltar en una pizza y se recomienda ser generoso a la hora de echarlo en la pizza. Lo más recomendado también es emplear mozzarela fresca en bolas, evitando la mozzarela seca rallada.

El error culinario más bueno: el brownie

El error culinario más bueno: el brownie

Brownie

El brownie, ese postre que no falta en ninguna de las cartas de los restaurantes porque es la mayor delicia jamás probada. Una delicia que fue fruto de un accidente culinario. Pues sí, habéis leído bien, un error de un cocinero que hizo que el bizcocho de chocolate que elaboraba no llevase levadura debido a un descuido.

Como seres humanos fallamos, pero muchas veces los errores no son para mal sino que hace que desemboque en una situación o en este caso, en un postre, que no creíamos que estaría tan bueno. El brownie es un postre que consiste en un bizcocho de chocolate muy tierno combinado con frutos secos, generalmente con nueces.

Normalmente va acompañado de un helado de vainilla para jugar con los contrastes del frío y del calor para que lo mezcles en la misma cuchara y que la mezcla del sabor y de las texturas sea única.

¿Y cuál es su origen? Actualmente existe una gran variedad de este tipo de postre pero se han creado tantos tipos de brownies que ha perdido la auténtica esencia, por lo que nosotros apostamos por la clásica y tradicional receta: Brownie de chocolate negro y helado de vainilla. Esta misma nació en el año 1897 en Estados Unidos y también se le llama Brownie de Boston.

Este maravilloso error de un cocinero hizo que en todas las cartas de los restaurantes sea más que obligatorio el brownie. Y es que su olvido al echar la levadura ha hecho que, de lo que podía ser un postre típico, sencillo y sin mucho misterio, sea un postre conocido universalmente, pero con una personalidad muy auténtica.

¿Quién no ha disfrutado de un brownie de toda la vida?

3 curiosidades de la pizza que probablemente no sabías

3 curiosidades de la pizza que probablemente no sabías

3 curiosidades de la pizza

La pizza, esa comida imprescindible y que siempre debe estar ahí cuando lo necesitas, tiene algunos datos que la mayoría de vosotros no sepáis. La pizza es una mezcla de ingredientes que, cocinada en el horno, es uno de los platos favoritos de niños y mayores. Hoy os daremos a conocer algunos datos para los más curiosos acerca de este manjar.

Como ya sabréis, la pizza es el plato más consumido en el mundo gracias a su sencilla preparación. Hay unos que optan por la vía rápida comprando la masa ya congelada y otros más manitas y más amantes de la cocina que prefieren elaborar su pizza de la forma más casera empezando por la masa.

Pero hay datos que muchos no sabéis y que son verdaderamente un descubrimiento para muchos.

1. Dos de las mejores pizzeros del mundo son españoles

Efectivamente. Aunque creas que la pizza está solo elaborada por los mejores chefs italianos estabas muy equivocado/a. Los grandes pizzeros Jesús Marquina y Fabián Martín fueron galardonados por ser campeones del mundo: Jesús Marquina o también llamado “marquinetti” fue campeón del mundo en pizzero artesanal, nada más y nada menos que cinco veces; y Fabián Martín fue considerado campeón mundial también por realizar acrobacias con la masa. ¡Unos auténticos genios de la pizza!

2. Se ha llegado a vender una pizza por 3.700 Dólares

Sabemos que hay variedad de pizzas y variedad de precios pero lo que nos ha llamado realmente la atención es la pizza más cara jamás vendida. Y es que se vendió a través de la plataforma eBay por 3.700 euros.

3. La pizza, en el siglo XIX, no era una comida bien vista

Se trataba de la comida de la gente menos pudiente, porque como ya hemos dicho, era muy fácil de elaborar y muy económica. Se inició en Nápoles, Italia, y la clase más alta de la sociedad no miraba con buenos ojos este tipo de comida hasta que la reina Margarita, en 1889, pidió probar la pizza aburrida de tanta comida francesa y su experiencia fue tan increíblemente buena que le atribuyeron su nombre a la pizza clásica.

Por qué los niños comen con las manos

Por qué los niños comen con las manos

comer con las manos

Siempre hemos escuchado a nuestros padres decir “¡con la comida no se juega!” y se ha convertido en una práctica que llevamos también inconscientemente a nuestros hijos. ¿Pero realmente es una mala práctica comer con las manos?

Hoy te vamos a desmontar un mito y te vamos a explicar por qué: que tu niño o niña coma con las manos es beneficioso. Si tienes un/a niño/a que ya puede sostenerse solo en la silla, entonces debes probar a que vuestro pequeño coma solo y con las manos. Conseguirás que él mismo pruebe alimentos nuevos, sin necesidad de comer a través de las manos de sus padres o de los cubiertos. Estos pequeños decidirán por sí solos qué alimentos quiere tomar y se dispondrá a descubrir nuevos sabores.

Eso sí, siempre debemos servirle en el plato comida saludable y no abusar de fritos y dulces. Así que en Restaurante Pizzería Comes te aconsejamos que sientes a tu pequeño a tu lado pero dejándole explorar nuevos sabores por sí solo.

Es una práctica divertida

Los alimentos tienen distintos sabores, distintas texturas y distintas temperaturas. Le llamará la atención el contraste y la variedad de colores y será el pequeño quien abra su imaginación y creatividad y quiera degustar los sabores mediante estos contrastes.

Desarrolla su motricidad fina

Cuando nos referimos a motricidad fina, hacemos mención al ejercicio de la pinza tan usual que desarrollamos todos habitualmente. Por lo tanto, el hecho de agarrar siempre un tenedor o que vosotros como padres le deis la comida, no le ayudará para poder ejercitar este movimiento.

Incrementa su independencia

El hecho de ponerle un buen babero y que tenga la libertad de experimentar le proporciona un gran desarrollo de su independencia incrementando así también su confianza y dejar de lado trucos como el “avión” o estar pegado a la pantalla de la Tablet mientras comen.